Arroz meloso de lata

Esta receta es un arroz que preparo a toda pastilla y que está al alcance de cualquiera.

Esta receta es un arroz que preparo a toda pastilla y que está al alcance de cualquiera. No más de 30 minutos de trabajo, pocos productos, fácil y un pelotazo de sabor. Si alguien pregunta digan, con seguridad, que es un “mar y montaña” (los catalanes hicieron fortuna con esta fórmula). Si tienen la mala suerte de contar con un comensal resabido que sugiere la incorporación de más cosas, no le hagan caso y reciten una letanía que forma parte de la misa: “la paella no son cosas con arroz”. El gran Mies van der Rohe lo decía de otra forma, “Menos es más”.
Únicos elementos imprescindibles, una lata de mejillones en escabeche, agua o caldo y el arroz. Los otros ingredientes se pueden reemplazar o saltear.

– 300 g de arroz (bomba, carnaroli o cualquier otro semejante)
– 1,5 litros de agua de buena calidad (hablen con Alexis Choclín)
– 1 cebolla pequeña.
– 1 lata de mejillones en escabeche
– 10 langostinos crudos enteros.
– 50 g de jamón.
– 1 1/2 zapallito (sobretodo la parte verde)
– 2 tomates.
– Jugo de 1 limón y ralladura de su piel.

Saltear a fuego muy fuerte los langostinos enteros con un poco de aceite. Remover y dejar enfriar un poco antes de pelarlos.
Pelar los langostinos, conservar las cabezas y cáscaras por un lado y los langostinos pelados por otro.
Saltear brevemente los cuerpos de los langostinos en el mismo sartén y con el mismo aceite que se hizo antes. Sacar y reservar.
Colocar en esa sartén o olla las cabezas de los langostinos, las cáscaras y agua. Dejar cocinar 15 minutos. Colar y reservar el caldo.
Abrir la lata de mejillones y echarla completita (con el líquido) en una procesadora. Le damos un golpe de acelerador para transformarlo en pasta.
Cortar el zucchini y reservar.
Cortar la cebolla y el jamón y reservar.
Limpiar la paella, sartén u olla (hoy no estoy muy pretencioso) donde vamos a cocinar el arroz, poner al fuego con un poco de aceite.
Salter el zucchini no más de 30 segundos. Reservar.
Añadir la mezcla de cebolla y jamón y dejar hasta que la cebolla esté blandita y transparente. Cuando la cebolla está pochada rallamos los dos tomates por encima y lo dejamos reducir 10 minutos.
Añadir la pasta de mejillón, remover y cuando rompa a hervir y poner la mitad del caldo muy caliente y el arroz. Cuando vemos que el arroz necesita más líquido se lo agregamos y revolvemos con cuidado. Sé lo que dicen los libros pero hoy los ignoro, sigan mi técnica hasta el final. La primera mitad de la cocción con fuego muy fuerte, terminamos a temperatura media-alta.
Cuando ya casi está terminado añadir los langostinos y el zucchini que teníamos reservados, revolvemos, apagamos y dejamos reposar tapado durante 3 minutos. Tiene que quedar levemente caldoso y el arroz a punto.
Antes de servir le agregamos el jugo y la cáscara rallada del limón.

Perro Borgia

Cocinero amateur. Capaz de complicar el proceso más simple ante la promesa de un resultado mejor. Mi masamadre tiene edad suficiente como para ir al jardín de infantes. Tengo una relación intensa con mi roner. Mi compulsión a comprar implementos me hace el feliz poseedor de un Searzall. Soy un hinchapelotas de la comida.
Otras notas de Pancho Ramos
Libros